La vez que me rompí la barbilla.

Les voy a contar la vez que me rompi la barbilla…

Cuando paso tenia aproximadamente entre 3 a 5 años, mi mama trabajaba en un banco, no dire cual, pero tenian un “club” (lugar con piscina para pasar el rato), un fin de semana mi mama decidio llevarnos al club, para una reunion con sus compañeros de trabajo. Yo siendo pequeña me gustaba llamar la atencion, me pusieron en la piscina para los pequeños, y mis hermanas se fueron a la piscina de “grandes”. Me agarre del borde de la piscina, y comence a saltar. PORQUE SOY UNA GENIA. Mis padres me miraban y sonreian, cuando mis padres voltearon a ver a mis hermanas resbalandose en la piscina. PORQUE LA PISCINA DE GRANDES TENIA RESBALADERA. Decidi que tomaria el salto en la piscina a otro nivel, esta vez sin agarrarme del borde.

AQUI ES DONDE SE DAN CUENTA QUE SOY ESTUPIDA Y NO UNA GENIA.

Salte y me resbale. NO NECESITABA UNA RESBALADERA PARA RESBALARME. Mi barbilla se pego con el borde de la piscina y yo hice lo primero que se me ocurrio, grite abajo del agua, ahogandome y saque mis brazos asi como habia visto en las peliculas. Sangre salia por todos lados y mi papa me agarro del brazo… Lo primero que pense fue que me dolio el brazo. Mis padres se despidieron de todos y fuimos al carro, JA MIS HERMANAS YA NO PODRIAN RESBALARSE EN LA RESBALADERA. Bueno yo lloraba diciendo que queria ir a ver a mi profesora, en las piernas de mi mama… adelante. NADA DE SEGURIDAD EN ESTA HISTORIA. Llegue al hospital y me cogieron puntos. Fin de la historia.

“Buscar ayuda”

Sentirse de una manera tan vacia y tan depresiva es peligroso.

Todos dicen “Buscar ayuda” es la solucion, pero seamos honestos. ¿En realidad creen que es tan facil? No es facil. Hay muchas razones por las que buscar ayuda no es facil.

“Buscar ayuda” no es gratis, no puedo contarle mis problemas a un psicologo sin que me diga “cincuenta dolares la consulta”, vivimos en un mundo en el que el dinero es mas importante que ayudar a un ser humano a cometer un acto en contra de los “principios” de la vida. Me he sentido completamente sola, y vacia por mucho tiempo. He pensado en buscar ayuda, pero no tengo dinero. No quiero gastar lo más importante de esta vida y lo más importante en el mundo, que esel dinero.

Eso de buscar ayuda es cuando quieres una razon para seguir viviendo, hay personas que tienen miles de razones por las cuales quieren acabar con su vida pero buscan ayuda solo para una que sea lo suficientemente fuerte para cambiar de opinion. Hay gente que ya tiene su decision y buscar ayuda no cambiara la forma en la que piensan.

No es facil decir “busquen ayuda”. No lo digan. Sean la ayuda que esa persona necesita.

Soledad

Me pregunto si es que algo me llega a pasar, no diciendo que hare que algo me pase… alguien vaya a encontrar esto y decir “Donde estuve?” “Por que no lo vi antes?”

La soledad es lo peor del mundo, no significa que ahora que estoy “sola” en mi cuarto, me siento sola. Puedo estar rodeada de millones de personas pero aun asi me sentire sola. Eso es la soledad. No es estar sola fisicamente, sino emocinalmente.

Comence a hacer esto como una especie de diario, de una forma de contar como me sentia sin que la gente sepa que era yo. Pero poco a poco me doy cuenta que quiero que la gente sepa lo que siento. Lo perdida que estoy. Lo vacia que estoy por dentro.

No dire que mi infancia fue dura y por eso soy como soy. Mi infancia si fue dura pero no creo que eso fue lo que me llevo a pensar de esta manera. Pero de que manera estoy pensando es la pregunta.

Pienso que la vida no tiene sentido, pienso que si mi vida acabara hoy todo seria mejor, pienso que no existe la felicidad, pienso que somos un grupo de personas dando vueltas sin un proposito, siento que es una perdida de tiempo vivir.

La unica persona que lograba hacerme sentir que no estaba sola, me dejo sola. Y ahora me siento mas sola que nunca.

Las personas que pudieron ayudarme a sentirme bien, dicen que estan ahi para mi sin embargo las llamo y no contestan porque estan ocupados. No los culpo. Tienen cosas que hacer.

Nunca atentare contra mi vida de una manera directa. Lo he pensado muchas veces, creanme. Pero no soy lo suficientemente valiente para hacerlo.